Termostato inteligente: ¿cómo funciona y cómo escoger el mejor?

0
527

Quien dice que la tecnología ha penetrado en cada aspecto de la vida cotidiana, no puede ser más acertado. Afortunadamente, en la mayoría de los casos, esto se transforma en una ventaja. Especialmente para el bolsillo. Todos sabemos que la calefacción del hogar puede ser siempre una factura salada, pero quizás ahora hay una manera para reducirla. Estamos hablando del termostato inteligente. Examinemos qué es un termostato inteligente, cómo funciona un termostato inteligente y qué tipos existen.

¿Qué es un termostato inteligente?

Un termostato es un dispositivo que sirve para regular la temperatura automáticamente, abriendo o cerrando un circuito eléctrico. Un termostato inteligente, a su vez, es uno que está conectado también a otros dispositivos electrónicos en red. Se puede responder a la duda sobre lo que es un termostato inteligente diciendo que es un termostato que puedes controlar desde la comodidad de tu dispositivo móvil preferido.

El apelativo de “inteligente” no viene dado solo por su conectividad, sino por la posibilidad de programarlos. Usando un termostato inteligente puedes programar la caldera, el aire acondicionado, los radiadores e incluso la calefacción del suelo de acuerdo a tus preferencias. Algo tan sencillo como apagar la calefacción al salir de casa y programarla para que se encienda cuando llegamos, por ejemplo. Esto puede significar un consumo energético mucho más responsable, con el ahorro que eso conlleva.

¿Cómo funciona un termostato inteligente?

Todo suena muy interesante, pero si te preocupa es saber cómo funciona un termostato inteligente, aquí te lo decimos. Se trata de un sistema de control sencillo: está compuesto por un sensor que mide la temperatura de una fuente de calor y envía instrucciones para la apertura o el cierre de un circuito eléctrico. Su funcionamiento “inteligente” hace que aprenda cuáles son tus hábitos de consumo y se encienda o apague de acuerdo a parámetros como la presencia de alguien en la habitación, un sistema de geolocalización, la previsión meteorológica, el presupuesto energético de consumo.

Además, los modelos más sofisticados elaboran estadísticas que te permiten conocer mejor tu consumo. Si quieres saber cuánto tiempo se requiere para alcanzar la temperatura de una habitación, ahora es posible.

¿Qué elementos tomar en cuenta a la hora de escoger un termostato inteligente?

El peso de cada factor dependerá de las propias necesidades. De forma general, se puede decir que dos elementos son fundamentales: la posibilidad de control remoto a través de un smartphone o Tablet, y la posibilidad de integrarlo en la propia instalación.

El primero es evidente: los dispositivos inteligentes interconectados son más funcionales y cómodos de usar. Además, la conexión del termostato inteligente a la red puede brindar otras informaciones interesantes, como el precio de la energía en tiempo real, por ejemplo. En lo que respecta al segundo, la compatibilidad tecnológica es fundamental. De nada servirá un termostato inteligente incompatible con las unidades de climatización del hogar.

Por último, puede mencionarse la facilidad de uso. El usuario promedio opta por un termostato inteligente para atender una necesidad y no para saciar su curiosidad científica. Un buen aspecto estético, una experiencia de uso agradable y sencilla, son también elementos importantes a la hora de escoger. Aunque, hay que decirlo, los principales dispositivos satisfacen plenamente esta necesidad.

La seguridad, el entretenimiento y ahora el consumo energético son tres de los horizontes conquistados por la tecnología en el hogar. ¿Cuál será el próximo?